Tarde de Mestalla

Total visitas: 766 Visitas hoy: 1
4.7
(15)

Tarde de Mestalla 1

 

¡Ring! …. sonó puntual el timbre del telefonillo como cada Domingo de partido . 

Pilar  mientras terminaba de envolver los bocadillos se apresuró a abrir sin necesidad de preguntar quien era , eran ya mas de 10 años que Javier , su hijo ,semana si semana no , se acercaba por casa de sus padres a darles un beso y recoger el bocadillo antes de entrar en Mestalla . Esta vez era especial , era el primer partido de Pablo , el hijo de Javier . 

 

Pilar abrió la puerta al oir el ruido del ascensor : 

  • ¿Que tal hijo?
  • Muy bien mamá , tú …. ¿como vas? 
  • Bien cariño , cansada , siempre cansada ,contestó Pilar mientras achuchaba a su nieto , quien sonreía mientras su abuela lo zarandeaba . 

 Javier atravesó la puerta , colgó las chaquetas en el perchero y arrastrando los pies , antes de entrar al comedor , se giró hacia su madre : 

  • ¿ Como sigue papá ? , preguntó señalando . 

Mientras recolocaba las chaquetas mal colgadas Pilar contestó : 

  • Mal Javier , mal . Como siempre . Ya no conoce ,  no habla y apenas come . 

El comedor de la Torre 82 daba directamente a la Avenida Suecia , era Domingo y sonaba a futbol . Se escuchaba un rumor constante , roto de vez en cuando por risas de amigos que se re encontraban 15 días después , tracas , petardos , gritos o algunas sirenas de la policía ; pero de fondo el rumor . Ese rumor que solo se escucha en los barrios de Mestalla las tardes de futbol .

No era un comedor muy grande , pero si acogedor . Una mesa con cuatro sillas , un par de aparadores con miles y miles de fotos familiares , y al fondo un conjunto de sofás alrededor de la tele . En uno de ellos , en silencio , con la mirada perdida , estaba Francisco . 

Francisco era alto , delgado , bien parecido , un galán de los de antes , pelo cano , bien peinado . Tenia las manos apoyadas en una manta a cuadros rojos y negros , unas manos firmes , con dedos largos , que cosieron mil y un trajes no hace mucho , Francisco había sido sastre , de los mejores de Valencia . Hoy sus manos ya no eran  tan firmes y los años habían dejado sus marcas y algún que otro temblor . 

Javier se acercó despacio como quien entra a una clase empezada ,  mientras indicaba a su hijo que se acercara con él , miro a su padre , y levantando la voz : 

 

  • Papá , papá , hola . Como estas ?Mira quien ha venido . Es Pablo , tu nieto . Mira que mayor está . Hoy es su primera vez en Mestalla . Se va a sentar en tu sitio . Que te parece papá?  …. ¡Eh Pablo ! , miraba a su hijo . Hoy ganamos seguro . 

Pero Francisco no contestó , ni siquiera cambió el gesto . Seguía inmóvil mirando la tele apagada . Hacia tiempo que ya no contestaba , ni reía , ni escuchaba a nadie , ni siquiera aquel viejo transistor , siempre con él , que tantas tardes había sonado . 

 

Javier se giro hacia su madre , con los ojos llenos de lagrimas y con la voz cortada le dijo : 

  • Nos vamos mamá , que llegaremos tarde . 

Pilar volvió de la cocina , le entregó la bolsa con los bocadillos ,las servilletas y la bolsa de pipas , como siempre . 

 

Javier se acercó a su padre , se agachó y le besó en la mejilla , justo antes de incorporarse su padre le cogió la mano , se la cogió como hacia años que no lo hacia y mirándolo a los ojos le dijo : 

 

  • Amunt fill meu , amunt . 

 

 

…. y es que hay cosas que nunca se olvidan .

Te ha gustado este post?

Ayuda al autor votando este artículo

Calificación media 4.7 / 5. Número de votos: 15

De momento no hay votos. Se el primero en votar!

Denunciar este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *